sábado, 15 de marzo de 2008

Entrar a la vida.



Entrar a la vida, y sentirse vivo en las pasiones y también en la espera...
En los aciertos y en los desaciertos...
En el éxito y en el fracaso...
Muchos escapan cuando llega el momento de entrar... la puerta siempre está frente a nuestros ojos sólo que es mejor por conveniencia quedarse detenido y no abrirla...
¿Por qué digo por Conveniencia?Porque cuando pensamos en lo que vivimos, cuando algo no resultó como esperamos, cuando nos pegaron justo en el corazón y el sacudón nos dejó debilitados... es preferible cuidarnos y resguardarnos antes de volver a intentarlo... y entonces paraditos ahí, firmes nos decimos: Mejor no me arriesgo de nuevo... y si vuelvo a sufrir? y si pasa lo mismo?
Y qué grave error porque sólo aprenden a vivir aquellos que se entregan sin temor, que se animan a entrar a la vida reconociendo que al pasar esa puerta serán los verdaderos protagonistas de esa historia. Con sus riesgos, sinsabores, victorias.
Entra... Vive... Renace... Levántate...Todo es posible!!!

10 comentarios:

jose carlos dijo...

Un saludo y feliz fin de semana. Un beso.

ElPoeta dijo...

Conny, preciosa, tus palabras siempre son sabias y profundas. No dejemos que el miedo o el mal sabor de una experiencia negativa nos arruine la vida matando la esperanza e impidiendo que vivamos intensamente, por miedo o por inseguridad. Más vale equivocarnos y darnos un buen golpe que morir sin haber intentado volar libremnte. Un beso, querida,
V.

Gise dijo...

Conny, precioso como siempre...

Me quedo pensando, deseo volver a apostar que dejar de vivir por miedo... Es la vida misma la que nos pone a prueba constantemente, hay que luchar constantemente por salir adelante.

Un abrazo. Hasta pronto.-

Evan dijo...

Ufff...

A veces he tenido miedo de arriesgarme... miedo de volver a sufrir...

Que sabias tus palabras!

Un beso Conny, que pases un lindo finde!

Doncel dijo...

Muy certeras tus palabras.
Besos y buena semana.
Antonio

fgiucich dijo...

El mundo es de aquellos que toman las decisiones sin pensar en el fracaso. Abrazos.
PD. Me puse al día.

Awo IYeroArg dijo...

Me estaba acordando de vos mientras trabajaba con mi compu y zas!!! vino tu comentario (transmisión de pensamiento).

Aqui hay un dicho que dice el que se quemó con leche ve una vaca y llora.

Todos tenemos el efecto Pavlov internalizado.

Como yo era tímido (no se si está bien aplicada la conjugación en pasado) la vida me sacudió para que entrara por la puerta porque no me decidía. casi siempre los golpes y dolores son para que reaccionemos, para que veamos que errores cometimos, que conceptos o creencias erroneas tenemos.
Vos hablas de ser valiente, a mi no me es fácil, pero hay que saber que es una cualidad, un valor precioso ser valiente.

(has visto mi otro blog: accion potenciada???)

saludos: andres

Ana R dijo...

En la vida hay muchas puertas a lo largo de ella.Algunas se cerraron y se cierran...pero tambien podemos abrir algunas...todavia y siempre.

Un abrazo

muxica dijo...

Siempre quedará algo, siempre a delante.
Besos

Pescador dijo...

...Totalmente de acuerdo, esta vida es tan corta que vale la pena vivirla con todos los riesgos que uno quiera intentar.
Un abrazo de vida.